Infraestructuras:  Noticia de actualidad


Por más de 7 millones de euros y con un plazo de ejecución de once meses

Adif Alta Velocidad ha adjudicado al consorcio formado por las empresas Estel Ingeniería y Obras y Lantania las obras de ejecución de los proyectos para la remodelación e integración sostenible de las estaciones de Mérida y Badajoz, dentro del ámbito de las nuevas estaciones de alta velocidad pertenecientes a la línea de alta velocidad Madrid-Extremadura. Los trabajos cuentan con un importe global de 7.167.884 euros y un plazo de ejecución de once meses.


Adjudicada la remodelación de las estaciones de Mérida y Badajoz para su adaptación a la alta velocidad
 
 
 

(01/07/2019)  

El objeto de estos proyectos es dotar a las estaciones actuales de todas las características y servicios necesarios para albergar la alta velocidad.

Para ello se ejecutará la reforma integral de los accesos y los edificios de viajeros, así como actuaciones orientadas a mejorar la accesibilidad, los servicios ofrecidos al usuario y la integración con la trama urbana.

Estación de Mérida

En la estación de Mérida, las actuaciones se enfocan en crear un nuevo espacio bien identificado de plaza de acceso, a la vez que se respetan las estructuras de los muros de contención del terreno. De este modo, se genera un espacio de plaza homogéneo en el que se diferencia la zona de peatones de la del tráfico rodado, con espacios de transición que terminan encuadrando la fachada del edificio de viajeros.

Esta misma idea guia la intervención en el interior del edificio, de Forma que quedan incorporadas en el vestíbulo las zonas comercial y de atención al cliente.

También se actuará en los andenes y en el paso inferior, en el que se realizará una completa renovación ajustada a los nuevos criterios de homogeneización de Adif, mejorando su funcionamiento.

Estación de Badajoz

En la estación de Badajoz se plantea la reorganización del espacio exterior, priorizando el tráfico peatonal sobre el rodado y una remodelación integral de los espacios interiores.

Se creará una gran plaza en el frente del edificio, de modo que se integre en el barrio, respetando la composición simétrica y potenciando el valor del edificio.

En la fachada principal se potenciarán los huecos en la franja inferior mediante bastidores metálicos a modo de linternas y se dispondrá una celosía de lamas metálicas en la parte superior, acorde con las lamas existentes en el cuerpo central de entrada, y cuya orientación va cambiando, otorgando movimiento al conjunto.

Por su parte, la remodelación interior se centrará en el cuerpo central, que alberga el vestíbulo y accesos principales, y en el cuerpo este que alberga diferentes usos subsidiarios. Para ello, se vaciará el vestíbulo, creando un espacio a doble altura y una zona de espera central, diáfana e iluminada naturalmente, potenciando el carácter central del espacio. La intervención se completará con una nueva marquesina de entrada.

Al igual que en la estación de Mérida, también se actuará en los andenes y en el paso inferior.