Infraestructuras:  Noticia de actualidad


En ella se realizarán revisiones y reparaciones de primer nivel de los trenes que circulan por la comunidad extremeña, con lo que se acortarán los tiempos y se reducirá el número de desplazamientos del material

Renfe comenzará a principios del próximo mes las obras para la construcción de la futura base de mantenimiento de Badajoz, destinada a realizar las labores de mantenimiento de primer nivel de los trenes que prestan servicio en Extremadura. La puesta en servicio de estas nuevas instalaciones acortará los tiempos de reparación y el número de desplazamientos que actualmente deben realizar los trenes de Extremadura para este tipo de mantenimiento.


Las obras para la construcción de la futura base de mantenimiento de trenes Renfe en Badajoz arrancan en marzo
 
 
 

(15/02/2019) Una vez finalicen, en los próximos días, los últimos trámites administrativos en curso, darán comienzo las obras de construcción de las nuevas instalaciones, que Renfe adjudicó al consorcio integrado por la empresas Gévora y Durantia, por un importe de 1.412.874 euros.

Tras la adjudicación se han llevado a cabo todos los trabajos previos y habituales al inicio de una obra de estas características, que incluyen la toma de datos, replanteo y mediciones de la parcela, propiedad de Renfe, ubicada en la calle Blas García Molina. También se concluyó en noviembre la redacción del proyecto constructivo que, como es preceptivo, se entregó al Ayuntamiento de Badajoz para la obtención de la correspondiente licencia de obras e instalaciones.

En la futura base de mantenimiento de Badajoz se realizarán revisiones y reparaciones de primer nivel de los trenes que circulan por la comunidad extremeña. Con ello se acortarán los tiempos y se reducirá considerablemente el número de desplazamientos del material rodante que actualmente deben realizar a los talleres que la compañía tiene en Madrid, con el consiguiente ahorro de tiempo y aumento en la rapidez y eficiencia en las actuaciones de mantenimiento.

Nueva nave con dos vías interiores

Las obras incluyen la demolición de la nave actual y la construcción de una nueva nave para el mantenimiento de trenes, dotada de dos vías interiores de ancho ibérico, vías de acceso y urbanización. Además, contará con el equipamiento industrial necesario para las tareas que se lleven a cabo en la nueva base.

Las nuevas instalaciones contarán también con una zona de oficinas, almacenaje y vestuarios para los empleados. El diseño del exterior recoge una zona de acceso peatonal desde la calle a la entrada de la nave, plazas de aparcamiento y viales de carga y descarga.

La base se construirá con los elementos necesarios para que en un futuro sea posible su adaptación a las tareas de mantenimiento de trenes eléctricos.

Otras acciones en marcha para la mejora del servicio

De forma paralela a la construcción del nuevo taller de Badajoz, Renfe está llevando a cabo diversas actuaciones destinadas al aumento de la fiabilidad –con la revisión y sustitución de cuarenta motores–, así como a la mejora de la asistencia técnica del material en la propia comunidad extremeña.

Entre estas últimas, destaca la puesta en servicio el pasado mes de enero de dos puntos de asistencia técnica, ubicados en Plasencia y Mérida, respectivamente, que se unen a un tercero ya existente en Badajoz.